facebook  Twiter  GooglePlus In Youtube

Kelloggs supera el hito de Alivio del Hambre

Cereales Salud Internacional

Cada día, muchas personas en el mundo comienzan el día sin desayunar. Esto podría ser alguien completamente desconocido, un compañero de clase de su hijo, nuestros vecinos, o amigos, incluso alguien de nuestra propia familia. En Kellogg, saben el poder que tiene el desayuno en su día y el pensar que alguna persona le falte la comida es, francamente, inaceptable. Y como compañía líder en cereales en el mundo, esta es un área donde se puede tener un impacto significativo.

 

Por eso el apoyo a la lucha contra el hambre ha sido una prioridad de nuestra empresa durante décadas. En 2013, Kellogg dió su apoyo más allá lanzando desayunos para días mejores, con el compromiso de ofrecer 1 billón de porciones de cereales y bocadillos a las familias necesitadas alrededor del mundo a finales de 2016.

Tres años más tarde, Kellogg tiene el placer de compartir el destacado trabajo de su equipo y socios en todo el mundo,donde han superado ese compromiso.

Esta importante obra incluye soporte para programas de desayuno escolar en más de 30 países a través de Europa, América Latina, Asia Pacífico, Canadá y los Estados Unidos. Estos programas de desayuno ayuda a los niños a comenzar sus días de escuela con las barrigas llenas, listos para aprender. Como un maestro en África del sur compartió, "un niño hambriento lucha por seguir lo que está sucediendo en el aula". Ningún niño debería comenzar el día con este tipo de déficit.

logo kelloggsNuestro apoyo a los programas de desayuno se extiende más allá de la comida y participaciones. Por ejemplo, el Reino Unido lanzó recientemente una alianza con la Universidad de Northumbria que desarrolló un curso de capacitación gratuito, en línea, para ayudar a los profesores, voluntarios y coordinadores del club de desayuno a operar sus clubes más eficazmente, y tener mayor acceso a fuentes de financiación. En el primer año del programa, 150 escuelas terminaron el entrenamiento.

Los empleados de Kellogg en todo el mundo tienen una pasión por la causa y prestan su tiempo para hacer un impacto. Esto incluye empleados como Julie M., quien junto con su equipo ayuden a distribuir miles de libras de productos Kellogg desde sus instalaciones en todo el país, trabajando con Feeding America para distribuir a bancos de alimentos en los Estados Unidos. Ella se siente tan fuerte sobre este trabajo, que también sirve como voluntario con el Banco de alimentos del sur en Michigan, donde es Vicepresidente de su Consejo de administración.

Julie es sólo uno de los muchos empleados de Kellogg que se sienten apasionados sobre esta causa. 

Como resultado de todo este trabajo, Kellogg ha dado más de 1.4 billones de porciones de cereales y snacks a los que más lo necesitan desde el lanzamiento de desayunos para mejores días.

Pero ¿qué significa eso exactamente? ¿Cuánta comida les llega a los necesitados? El número de porciones que han donado, por ejemplo, es igual a 62,5 millones de libras. Equivale a casi 1,800 camiones con comida.

Sin embargo, desayunos para mejores días no es un número abstracto, ofreciendo más de 1 billón de porciones de alimentos. Se trata de abordar el hambre, un niño a la vez. Una persona a la vez. Una comida a la vez.

El hecho triste es que hoy en día, uno de cada nueve personas van hambrientas alrededor del mundo. El trabajo de Kellogg sólo acaba de comenzar. Hay mucho trabajo por hacer. Tantas personas para ayudar. Pero estan listos para el desafió y esto seguirá desempeñando un papel en los próximos meses y años.

El propósito de Kellogg es nutrir las familias para que puedan florecer y prosperar. Hemos estado haciendo esto durante 110 años. Y lo continuaran haciendo así para las generaciones que vienen.

 

Suscribase Newsletter semanal panificacion

 ING CARN

z CON ING   

Nuevos Productos

|